Mientras que existe un número de categorías de elegibilidad de la Green Card – basadas en la familia, el empleo, inmigrantes especiales, refugiados, asilados y víctimas de abuso, tráfico humano o crímenes que califican, para nombrar las más importantes – el tener un hijo enfermo en los Estados Unidos no califica a un padre o madre automáticamente para una Green Card. El único escenario donde el tener un hijo o hija enfermo que podría conllevar a una Green Card sería si el padre está sujeto a los procedimientos de expulsión (deportación), y solicita de forma exitosa una Cancelación de Expulsión durante dichos procedimientos basándose en la extrema dificultad que pasaría el niño o niña enfermo(a).

Dicho esto, la Cancelación de la Expulsión es sólo una opción si los procedimientos de expulsión ya han dado inicio. Si usted es un inmigrante indocumentado y no está bajo el radar de los oficiales del ICE, por lo general se el aconseja alertar a los oficiales de inmigración su estatus ilegal de modo de iniciar un procedimiento de expulsión con la esperanza que pueda correr con suerte y calificar para una Green Card antes de que sea deportado. Esta es una movida bastante riesgosa y a menudo poco exitosa sin la asistencia de un abogado de inmigración experimentado. Así las cosas, usted sólo debería considerar las opciones de Cancelación de Expulsión si ya se encuentra enfrentando la deportación a través de un procedimiento de expulsión activo.

Requisitos para Calificar a una Cancelación de Expulsión

Los nacionales extranjeros y los ciudadanos quienes han sido colocados bajo los procedimientos de expulsión por el ICE pueden optar por una Cancelación de Expulsión para un No Residente Legal Permanente (Non-LPR en inglés) y una Green Card bajo las siguientes condiciones:

  1. La expulsión del inmigrante de los Estados Unidos causará “dificultades excepcionales y extremadamente inusuales” hacia un pariente calificado el cual es un(a) ciudadano(a) de los EEUU o es un residente legal permanente (tenedor de una Green Card)
  2. El inmigrante presenta buen carácter moral
  3. El inmigrante ha estado físicamente presente de forma contínua en los Estados Unidos por al menos 10 años
  4. El inmigrante no ha sido condenado de ciertos crímenes o violado ciertas leyes que lo harían no elegible para una Cancelación de Expulsión
  5. Lo siguiente es un resumen de los cuatro requisitos para la Cancelación de Expulsión No RLP, junto con una discusión acerca de cómo usted puede demostrar su cualificación para cada requisito.

    Demostrar Dificultad Extrema

    Primero que todo, usted requerirá tener un miembro de familia cualificado el cual es un ciudadano de los EEUU o un residente permanente legal. En la mayoría de los casos, esto incluye a un esposo o esposa, un padre o madre o un niño o niña. Si el miembro de la familia es un niño o niña, éste debe ser no casado y menor de 21 años para la fecha de su caso.

    Una vez que haya identificado un miembro de familia que califique, el siguiente paso es probar que este miembro de familia experimentará “dificultades excepcionales y extremadamente inusuales” si usted es deportado. Hablando de modo general, no es suficiente demostrar que el miembro de la familia sufriría física, emocional o financieramente – también deberá probar que el miembro familiar en cuestión sufriría a un nivel más allá de lo que normalmente se esperaría cuando un miembro de la familia es deportado.

    En el caso de un padre quien tiene un hijo o hija enfermo(a), puede que usted tenga un caso fuerte si puede comprobar que la enfermedad de su niño o niña es severa (crónica, crítica o terminal) y que hay carencia de cuidados médicos adecuados para su niño o niña en su país de origen. Puede que logre fortalecer su caso si usted puede demostrar que el niño o niña no puede hablar la lengua nativa de su país de origen, o que no existe la estructura de apoyo financiera en la que usted y su niño o niña puedan depender en su país de origen (es decir, usted no será capaz de pagar el tratamiento médico).

    Demostrar Buen Carácter Moral

    Existe un número de factores que pueden usarse para demostrar buen carácter moral. La participación activa con la escuela de su niño o niña, con la iglesia, grupos sociales y organizaciones de servicio comunitario son un gran lugar para comenzar. También es de ayuda el hecho de que usted tenga antecedentes penales limpios, y cartas de buena conducta por parte de los miembros de su comunidad.

    Por otro lado, existen bastantes factores que pueden pesar en contra de su caso con relación al buen carácter moral. Cualquier cargo criminal, arresto o condena será muy difícil de darle la vuelta, como lo sería un mala reputación como alcohólico o el uso de drogas.

    Mantener una Presencia Física en los EEUU por 10 Años

    Este requisito puede sonar fácil de demostrar, pero en la práctica puede ser más bien difícil de hacerlo. El reloj de los 10 años se inicia en la fecha en que usted llegó a los Estados Unidos y termina en la fecha en que usted recibió una Notificación para Comparecer ante una corte de inmigración o cuando cometió un crimen calificado. El reloj también se detiene si usted cuenta con al menos una ausencia por más de 90 días, o con múltiples ausencias que sumen hasta más de 80 días fuera de los Estados Unidos. Si usted estuvo sujeto con anterioridad a uns orden de expulsión y eligió abandonar los Estados Unidos de forma voluntaria, esto también detiene el reloj de los 10 años.

    Para demostrar el requisito de residencia, usted puede introducir declaraciones testimoniales y por escrito de usted mismo, de amigos, familiares y empleadores. Evidencia documental tal como recibos de alquiler inmobiliario, pagos de amortización, pagos de talonarios, y estados de cuenta de tarjetas de crédito y evidencia aún más convincente, de modo que las incluya en su solicitud en cualquier momento que las tenga a disposición.

    Hay una notable excepción a la regla de los 10 años, y se aplica para los miembros de las fuerzas armadas de los EEUU. Si usted ha completado dos años de servicio de deber activo, su servicio militar es suficiente para lograr cubrir el requisito de tiempo para la Cancelación de la Expulsión.

    Crímenes que Descalifican

    Existen 14 tipos de crímenes que pueden hacer inelegible a un inmigrante para la Cancelación de la Expulsión bajo las Secciones 212(a)(2) del INA (en inglés) y la 237(a)(3). Estos incluyen:

    • Delitos agravados
    • Algunas ofensas que involucran armas de fuego
    • Crímenes contra niños
    • Crímenes que involucran el acoso, la violencia doméstica o la violación de una orden de protección
    • Crímenes de indecencia moral (incendio provocado, asalto intencionado, extorsión, falsificación, fraude, ultraje contra la moral pública, secuestro, mutilación criminal, robo, evasión de impuestos o el transporte de propiedad robada)
    • Crímenes relacionados con sustancias controladas
    • Crímenes con una pena potencial de un año o más
    • Fraude con documentación, el no registro de documentos o la falsificación de documentos
    • Espionaje o traición (con una sentencia potencial de más de 5 años)
    • El incumplimiento para registrar una ofensa sexual (si aplica)
    • Reclamar la ciudadanía falsamente
    • Huída a alta velocidad de un puesto de revisión de inmigración
    • Tráfico
    • Violar el Acta de Servicio Militar Selectivo o Negociar con el Acta del Enemigo

    La Importancia de Contratar a un Abogado de Inmigración Experimentado

    Aún si usted cumple con estos cuatro requisitos para liberarse de la deportación, la decisión final de si se le otorga una Cancelación de Expulsión se basa en la discreción del juez de inmigración. Desafortunadamente, no es poco común ver a un inmigrante el cual califica para la liberación y que se le niegue su petición de Cancelación de Expulsión. Además, el Congreso actualmente coloca el límite anual de casos Cancelaciones de Expulsión aprobadas a sólo 4.000, y ese límite es alcanzado con bastante rapidez cada año. Dadas estas barreras extremadamente difíciles, es crucial trabajar con un abogado de inmigración, especialmente uno que tenga experiencia presentando peticiones de Cancelación de Expulsión para No RPL o Non-LPR (en inglés). Un buen abogado puede fortalecer su caso con evidencia convincente, apelar al apoyo del juez y ayudarle a navegar de forma exitosa el confuso sistema de cortes de inmigración.

    Reciba Ayuda Con la Defensa contra Deportación en Arizona

    Como bufete de abogados basado en Arizona, JacksonWhite le ofrece defensa contra la deportación y un amplio abanico de otros servicios de inmigración para las familias de Arizona. Cuando se trata de su futuro, trabajar con un abogado de inmigración es su mejor oportunidad para el éxito, especialmente si usted tiene un hijo o hija enfermo en extrema dificultad que requiere cuidado de salud inmediato o cuidado de salud que sólo se ofrece en los EEUU.
     

    Llame a nuestro equipo de leyes de inmigración al (480)626-2388 para hablar sobre su caso hoy.

    Programe su Consulta

    Rellene el siguiente formulario para obtener su consulta y discutir sus mejores opciones legales.